PRELIMINAR HIMALAYA 2017

Ueli Steck y la travesía Everest-Lhotse sin O2

Se presenta como lo mas atractivo de la temporada. Además todas las expediciones en ochomiles

Carlos Eduardo González | Redacción Alpinismonline Jueves 30 de Marzo de 2017 - 18:29 630 | 0




38


Por Carlos Eduardo González | Redacción Alpinismonline

En las puertas de una nueva temporada, las expediciones van comenzando a llegar poco a poco al escenario de operaciones, como todos los años, al finalizar el mes de marzo, y este 2017, no es la excepción.

Según informa en los últimos días el diario local nepalí the Himalayan Times, aproximadamente unos 600 montañistas se darán cita en esta temporada intentando llegar a la cumbre de la montaña mas alta del planeta, el Monte Everest, en concordancia con los permisos otorgados con ese fin.

En este sentido, estuvimos relevando las principales expediciones que se darán cita, no solo en el Monte Everest, sino que también en otros ochomiles no menos relevantes.

Y precisamente si de relevancia se trata, vamos a ir mencionando algunas de las expediciones que -a sabiendas de su dificultad- estimamos como las mas atractivas e importantes para esta primavera que está recién en sus comienzos.

Ueli Steck y la travesía Everest-Lhotse

El fortísimo alpinista suizo intentará esta primavera un reto considerado como uno de los más complejos que vamos a encontrar, la travesía Everest-Lhotse sin la utilización de oxígeno suplementario.

El suizo vuelve al Everest después de cuatro años, luego del desagradable episodio de 2013, cuando junto a Simone Moro y y el británico Jonathan Griffith, protagonizaron un incidente con un grupo de sherpas en el campo 2. En esa oportunidad, los sherpas estuvieron a un paso de agredir a los alpinistas cuando les prohibieron utilizar las cuerdas fijas por ellos montadas y confundieron una actitud de Steck como provocación.

Respecto a la travesía, se trata de una idea de Anatoli Brukeev, Simone Moro y Denis Urubko pero nadie hasta ahora, ha logrado concretarla, y mucho menos sin la utilización de oxígeno suplementario.

En esta oportunidad, Steck irá acompañado de su joven amigo Tenji Sherpa, de 25 años, pero que ya cuenta con ascensos sin oxígeno suplementario, por ejemplo al Everest.

Logicamente que el objetivo cumplido dependerá de las condiciones climáticas, pero la idea es acceder por la arista oeste hacia la cumbre del Everest, desde allí descender hacia el collado sur por la ruta habitual y encarar el Lhotse, y luego el descenso por la via normal. De esta forma no se atraviesa por el mismo camino en ningún tramo de toda la travesía.

Simone Moro intentó este proyecto en cuatro oportunidades, sin lograr el éxito, acompañado, primero por el gran Anatoly Boukreev, luego Denis Urubko en dos oportunidades y finalmente con el propio Steck. Veremos ahora si el suizo logra finalmente este interesante objetivo.


Everest

Por su parte, el catalán Ferran Latorre, va por su 14x8000. Lo hará a través de la ruta del collado norte acompañado por el austríaco Hans Wenzi, y también, por confirmar, Horia Colibasanu. El intento se hará sin la utilización de oxígeno suplementario. También por la misma ruta, Kilian Jornet intentará nuevamente el Everest luego de su intento fallido del año anterior.


Dentro de un panorama que ya se prevée como multitudinario, es también de destacar el intento de los eslovacos Vladimir Strba y Zoltan Pal, que harán el intento a través de una ruta con muy pocos antecedentes: la ruta británica a través de la arista suroeste, ruta que intentaron el año anterior y debieron ser rescatados. Vuelven entonces con ese tema pendiente.

´Destacamos también el intento del argentino Ricardo Birn, oriundo de la provincia de Córdoba, que se encuentra encuadrado dentro de su proyecto personal de siete cumbres. De lograrlo, alcanzaría su sexto logro, quedando pendiente el Monte Vinson en última instancia. Ricardo esta partiendo al momento del cierre de esta nota rumbo a Nepal, donde coincidirá con otra latinoamericana, la mexicana Viridiana Alvarez, que también hará su intento en el techo del mundo.

Para finalizar con el Everest, tres expediciones mas: Eddie Bauer, Adrian Ballinger y Cory Richards, de Estados Unidos, en su proyecto fotográfico EverestNoFIlter; Tyler Armstrong, estadounidense y Dor Geta Popescu de Rumania, ambos de 13 años, buscando el record de edad en la montaña más alta del mundo.


Annapurna

Esta temporada, el Annapurna, la décima montaña más alta, tendrá también su protagonismo, ya que a ella llegarán Alberto Zerain por un lado, y los italianos Romano Benet y NIves Meroi.

Zerain estará acompañado por el joven alpinista Jonatan García, natural de Barakaldo. En esta oportunidad Juanito Oiarzabal no será de la partida. Aún se está recuperando de una reciente operación de rodilla y de los problemas pulmonares que sufrió el año pasado en el Dhaulagiri. En cualquier caso, el Annapurna no estaba en la lista de Oiarzabal, pues ya tiene dos ascensiones previas a esta montaña.
Así, esta vez sin Oiarzabal, será Zerain el encargado de apuntarse el Annapurna para el proyecto que patrocina Saunier Duval. La expedición comenzará el próximo domingo día 2, cuando ambos partan hacia Katmandú. Desde allí, tras hacer las gestiones pertinentes, se desplazarán en autobús hacia la localidad de Pokhara, donde da comienzo el trekking que conduce a la región de los Annapurnas.
Espera alcanzar el campo base de la cara norte, a 4.192 metros, hacia mediados de mes, y ponerse a trabajar inmediatamente en la vía. Para su intento, Zerain prevé utilizar la ruta alemana, algo menos peligrosa que la normal francesa, aunque la elección final dependerá del estado en el que encuentre la montaña.

Si todo sale como está planeado, debería hacer cima en torno a la primera semana de mayo. Sería el décimo ochomil para Alberto Zerain, que espera poder participar en otras dos expediciones este mismo año.
El Annapurna es una montaña famosa por muchos motivos. Fue el primer ochomil en ser escalado, en 1950, por los franceses Maurice Herzog y Louis Lachenal, que además lo lograron al primer intento, algo que no fue posible en ningún otro ochomil.

Sin embargo, él rápido éxito de los franceses no fue más que un espejismo, pues a continuación debieron afrontar un dramático descenso que dejó bien claro algo que luego se ha confirmado una y otra vez: que el Annapurna es el más peligroso de los catorce ochomiles. Actualmente las estadísticas le atribuyen una siniestralidad de en torno al 40%, razón por la cual cuenta con muchos menos intentos que el resto de montañas que superan la cota mágica de los ocho mil metros. Esto lo ha salvado, de momento, de la masificación que sufren otros ochomiles.

Se trata de una montaña con dos vertientes bien diferenciadas. La cara sur es increíblemente escarpada y técnicamente complicada, y en ella se concentran algunas de las rutas más difíciles del mundo. Su cara norte, en cambio, es técnicamente más sencilla, pero en ella los riesgos objetivos que los alpinistas deben asumir son muchísimo mayores que en la mayoría de los demás ochomiles. Se trata de una vertiente muy fragmentada, salpicada de seracs y en la que las avalanchas son extremadamente frecuentes.

Es precisamente este riesgo objetivo el que ha hecho decantarse a Zerain por la ruta alemana, una variante de la normal francesa de 1950, en la que el tramo más peligroso y expuesto a avalanchas se reduce considerablemente, sin que por ello el resto de la ruta pueda considerarse segura.

Dhaulagiri

Aquí estará -de hecho, ya ha iniciado su expedición- el español Carlos Soria, en su anteúltimo peldaño de su proyecto 14x8000.

Hace menos de un año, alcanzaba la cima del Annapurna y se quedaba a solo dos pasos de la hazaña que persigue desde hace casi tres décadas. Desde que logró ascender su primer "ochomil" en 1990, el alpinista español comenzó una carrera contrarreloj que le ha llevado de cumbre a cumbre, acumulando "ochomiles" sin importarle el paso del tiempo. Todos, menos el Shisha Pangma y el Dhaulagiri, las dos cimas que se le resisten y que el abulense confía en poder añadir a su colección antes de que el cuerpo diga basta.


Kangchenjunga

Finalmente nos encontramos con el Kangchenjunga, el tercer ochomil, donde concurrirán nada menos que Simone Moro y Tamara Lunger.

Hace poco más de un año, Simone Moro y Alex Txicon, alcanzaron la cima del Nanga Parbat, en su primera ascensión invernal.
El 20 de febrero, en una entrevista con un diario italiano, Simone Moro hablaba acerca de su nuevo reto: "Voy a estar en abril-mayo en Nepal, para un gran proyecto, tan importante como el Nanga Parbat. Y allì estaré con Tamara Lunger .... Es una montaña que aún no he hecho .. Y es alta ... muy alta". Se trataba del Kangchenjunga. Bien por Simone.




Galería de imagenes





Nota principal: http://www.alpinismonline.com/mz-notas.asp?id=10616
Versión imprimible: http://www.alpinismonline.com/mz-notas-print.asp?id=10616




Comentarios (0)

Comenta sin registrarte


TU NOMBRE

COMENTARIO


INGRESA ESTE CODIGO DE SEGURIDAD


AQUI