NOTA DE OPINIÓN

Himalaya: con pena y sin gloria

Informe final Himalaya 2019

Carlos Eduardo González | Redacción Alpinismonline Domingo 2 de Junio de 2019 - 09:11 580 | 0


23
¡Gracias por el Me Gusta!





Foto de portada: Sergi Mingote junto a Carlos Garranzo al iniciar el trekking del Everest 2019 junto a su grupo de jóvenes. Una foto que grafica uno de los momentos más emotivos de la temporada que ha finalizado (Foto Sergi Mingote)



Colabora en el desarrollo de esta nota Fernanda Insua | Redacción Alpinismonline Magazine




Que temporada ésta la que acaba de finalizar en el Himalaya. Cuanto que decir y cuantas pocas cosas interesantes que han sucedido. Tal vez lo más destacado no pasa por lo estrictamente alpinístico, y eso sí que es relevante. Como dice el dicho, mucho ruido y pocas nueces. Vayamos por partes.

Creo que sería bueno dividir la temporada en dos temas fundamentales. Por un lado la temporada en sí, Himalaya; y por el otro el Everest, que se llevó más de la mitad de la atención del Himalaya. Pero a éste último lo dejamos para el final, como plato fuerte.

En este sentido nos quedamos con hecho interesante para analizar que son los grandes anuncios que precedieron a la temporada. Nos referimos a escaladores, algunos de renombre, otros no tanto, que anunciaron con bombos y platillos grandes desarrollos que en definitiva, salvo una sola excepción, quedaron simplemente en anuncios. Vamos entonces a la excepción.

Esta fue la del ex soldado Gurka nepalí Nirmal Purja, que se propuso encarar un proyecto de catorce ochomiles en siete meses, al que denominó “Project Possible 14/7”. Nirmal Purja cumplió con todos sus objetivos y “clavó” seis cumbres a ochomiles sin oxígeno suplementario en los plazos establecidos: Everest, Lhotse, Makalu, Kangchenjunga, Dhaulagiri y Annapurna. Inclusive a pesar de tratarse de un “gran anuncio” en la previa, se tomó la molestia de incluir en el mismo nombre del proyecto la palabra “Possible”. Brillante lo de Nirmal que ahora seguirá con las cinco estrellas de Karakoram: K2, Nanga Parbat, Broad Peak y los dos Gasher, con la idea de culminar en el post-monzón con el Manaslu, Cho Oyu y Shisha Pangma.




Foto Nirmal Purja


Pero observemos atentamente este proyecto de Nirmal, que además de haber cumplido con lo anunciado encierra un concepto muy importante para el análisis, y es hacia dónde estarían apuntando los próximos proyectos interesantes que se vienen en los próximos años.

Cuando todo ya está casi conquistado, el espíritu aventurero de montaña va poniendo los ojos en otro tipo de objetivos. Este puede ser uno de ellos: el establecer determinados records sobre montañas, ochomiles en este caso, ya conquistados previamente pero con ciertos condimentos que terminan dejándonos a todos con la boca abierta o pensando quizás que otras cosas podrían hacerse en este sentido.

Otro hecho de destacar fue el de Mingma Dorchi Sherpa quien el 27 de mayo estableció un nuevo record de velocidad para la travesía Everest-Lhotse empleando un tiempo de seis horas y un minuto para unir ambas cumbres.  Mingma Dorchi es el director de Pioneer Adventure.  También mencionamos a Kami Rita Sherpa que consigue su cumbre número 24 en el Everest.

Otro de los que apuntaba a esto, pero que lamentablemente quedó en el camino fue el del británico Tim Mosedale. El inglés pretendía realizar la travesía Everest-Lhotse, con un ascenso previo al Nuptse, para luego concluir con la frutilla del postre, un nuevo ascenso al Everest pero esta vez desde la vertiente norte del Tibet. Con un anuncio previo de cumbre en el Nuptse que finalmente no fue, el proyecto pasó sin pena ni gloria. El periódico local The Himalayan Times anunció el 21 de mayo la cumbre en el Nuptse, que luego fue desmentida por el propio Mosedale y dada a conocer por “La Gazzeta” a través del cronista Alessandro Fillipini.

Llegamos a un día de cumbre muy interesante en el Kangchenjunga, con un ejército de escaladores de distintas nacionalidades que popularizaron la cumbre de la mítica montaña en el extremo oriental de Nepal. Esa cumbre que hace ya tanto tiempo era sagrada, ¿Se acuerdan ustedes? Cuando los escaladores  solo llegaban unos pasos antes del punto más alto y allí se detenían.

 

“La primera ascensión al Kanchenjunga se produjo el 25 de mayo de 1955. Los británicos George Band y Joe Brown fueron los primeros en lograrlo. Por respeto a las creencias de los Sikkim, para quienes la cumbre es sagrada, detuvieron su ascenso unos metros antes de la cima, costumbre que se ha venido respetando por la mayor parte de las expediciones posteriores.”

 

¡No, ya no! Esto no sucede más. Más de cincuenta escaladores hicieron cumbre en la tercera montaña más alta del mundo, estableciendo un record, sí, pero de popularidad. El año pasado, solo un puñado de montañistas alcanzó su cumbre luego de tres años sin que el ser humano haya podido poner un pie en el punto más alto.

Ahora, la globalización (me resisto al término masificación) va llegando también al Kangchenjunga de la mano de las expediciones comerciales que todo lo pueden. Tres escaladores dejaron su vida en la montaña, entre ellos el chileno Rodrigo Vivanco que iba sin oxígeno suplementario. Rodrigo alcanzó la cumbre antes de quedar para siempre en la montaña.

Vamos a un tema importante, que también fue anunciado con bombos y platillos (bueno, ellos tal vez no, pero sí los medios de todo el mundo). Adam Bielecki y Felix Berg. Una cordada polaco-alemana que prometía abrir una nueva vía en el Annapurna. Otra que cayó sin pena ni gloria.

¿Saben ustedes que ni siquiera llegaron al Annapurna? Claro, tuvieron el atrevimiento de anunciar que iban a “calentar motores” en una montaña que está por allí, cerca del Annapurna. Un tal “Langtang Lirung”.

Cuando me enteré allá por Abril que en sus planes estaba la aclimatación en el sietemil, enseguida esbocé una sonrisa, que fue acompañada por los comentarios de los pobladores locales que también compartían esa sonrisa cuando se iban enterando de los planes de los escaladores. Ellos iban mucho más allá en sus pensamientos y manifestaciones. Dudaban que salieran vivos de aquél infierno de roca y hielo.

Esa montaña que  -entre otros- se llevó la vida del esloveno Tomaz Humar era ahora presentada por Bielecki y Berg dos escaladores fuertes, como teatro de entrenamiento para uno de los más complejos ochomiles. De inmediato nos planteamos si no hubiese sido correcta la estrategia inversa: entrenar en el Annapurna para luego hacer el intento al Langtang. Dicho y hecho, la expedición no prosperó, se fueron con las manos absolutamente vacías.

Otro proyecto que quedó en el camino es el de Esteban Mena y Cory Richards, que iban por una nueva ruta en la norte del Everest. Solo pudieron avanzar hasta 7600m pero las condiciones no se dieron lamentablemente y el intento quedará para otra oportunidad.

En lo que respecta a la actividad de España, ha sido muy pobre este año en cuanto a intentos. Dos logros si importantes, el primero, y uno de los más destacados de toda la temporada: el trekking encabezado por el catalán Sergi Mingote llevando a jóvenes con capacidades especiales al campo base del Monte Everest, volver, y luego encarar su expedición.

Me pongo de pie por el gesto de Sergi, Carlos Garranzo que también acompañó y todo el equipo que colaboró con ellos, se han levantado con el proyecto más hermoso de esta temporada. ¡Salud por ello!

En lo que respecta a las cumbres, Garranzo y Mingote cumbre en el Lhotse sin oxígeno suplementario, excelente, pero para el catalán todo terminó allí. Los anuncios previos de intentos al Everest y Kangchenjunga quedaron para otra oportunidad, la salud le jugó una mala pasada.

 

¡Vamos ahora a lo nuestro! América latina y Argentina. El momento más esperado.

El chileno Juan Pablo Mohr se lleva el Lhotse y Everest sin oxígeno suplementario. Brillante. Bien por Chile, aunque nos ha llegado un rumor por allí que Mohr debió haber tenido algo más de cuidado en las grandes “caravanas” del Everest, cuando sube sin oxígeno suplementario, en el sentido de hacerse a un lado, y dejar pasar a los que vienen en otro ritmo, pero bueno, hagan de cuenta que no dije nada.




Foto Juan Pablo Mohr


Siguiendo con la montaña más alta del mundo (Ojo, esto no está relacionado con el “tema Everest” al cual aún no hemos llegado). Argentina en la cumbre, cuatro escaladores argentinos hicieron cumbre esta temporada.

Ignacio Montesinos, de Capital Federal y Tomás Ceppi, de Río Negro, residente en el Gran Buenos Aires, alcanzaron la cumbre del monte Everest el pasado 27 de Mayo a las 7 de la mañana, ambos escaladores con oxígeno suplementario y con el equipo de CTSS de Mike Hamill, en un empuje final casi sobre la hora de cierre, ya que fue el último grupo en alcanzar la cumbre más alta del mundo en esta temporada, en soledad, cuando todos ya estaban de vuelta. ¡Excelente estrategia!




Foto Ignacio Montesinos


Dos argentinos más alcanzaron la cumbre, cuatro días antes que Montesinos y Ceppi, Jorge Decurguez alcanzó la cumbre el día 23 a las 9.20 de la mañana con el equipo de Benegas Brothers. y el cordobés Horacio Daniel Galanti de 48 años, alcanza la cumbre del Everest por segunda vez. 

Otros dos argentinos intentaron la cumbre en esta temporada: Ricardo Birn que realizaba su segundo intento con Prestige Adventures, que debió ser rescatado desde C3 y Santiago Gaadi con el equipo de Benegas Brothers que lamentablemente debió desistir luego de haber sufrido una caída en una grieta.

Seguimos con los argentinos y nos mudamos ahora al Kangchenjunga. Primera cumbre nacional al tercer ochomil, además de haber sido el primer intento de un argentino, para el santafesino Juan Pablo Sarjanovich que alcanzó la cumbre el 15 de mayo a las 8 de la mañana. Fue conseguida con la utilización de oxígeno suplementario. ¡Bravo también Juan Pablo!




Foto Juan Pablo Sarjanovich


Cruzamos la “cordillera” y ahora vamos a la primera cumbre nacional chilena al Kangchenjunga para Hernán Leal. El escalador de Osorno también logra alcanzar el punto más alto con oxígeno suplementario, al igual que la mexicana Viridiana Alvarez Chávez que se convierte en la primera mexicana en alcanzar dicho logro. Todos ellos –incluido Sarjanovich- con el equipo de Seven Summits Treks.

El Kangchenjunga, como dijimos en un comienzo tuvo en esta temporada record de presencias en su cumbre. Cincuenta y nueve escaladores alcanzaron la cima y tres de ellos debieron pagar con su vida, entre ellos el chileno Rodrigo Vivanco como mencionamos al comienzo de la nota, que habría alcanzado la cumbre sin la utilización de oxígeno suplementario, desapareciendo en el descenso.

Y así se nos fue la temporada. Con once fallecidos en el Monte Everest y otros diez en el resto de los ochomiles. Con mucha pena y poca gloria.

Para Argentina, una temporada muy destacada con varias cumbres en Everest y una primera al Kangchenjunga, con lo cual podemos afirmar que el balance en este sentido ha sido bastante positivo, a pesar que algunos escaladores nacionales no lo entiendan así y desde alguna que otra red social se encargan, de distintas formas, de desmerecer estos fantásticos logros. Para ellos quizás una reflexión: la de no hacerse tanto problema por lo que otros hagan en la montaña. Salgan y disfrútenla ustedes también, a su manera, con oxígeno, sin oxígeno, o como dijo hace unos pocos días un gran escalador argentino, gran referente en el monte Everest, con “mate o sin mate”, la cuestión es disfrutarla y hacer lo que a uno le plazca, sin ocuparse de lo que haga el otro.

Nos queda como conclusión, una temporada llena de promesas y muy poco contenido relevante, quizás lo más relevante han sido precisamente las promesas. Así como vino, se fue. Lamentablemente se llevó más vidas de las habitualmente esperadas, eso sí es una gran pena y el Everest fue en este sentido el gran protagonista.

Ah cierto, debíamos hablar del Everest. Hagamos una cosa. Veamos que sucede en dos o tres días más con el surcoreano Sung-Taek Hong y Jorge Egocheaga en la sur del Lhotse, a la cual volvieron como un manotazo de ahogado luego de despachar al “enorme” grupo de escaladores que los acompañó en el –hasta ahora- infructuoso intento. Tal vez tengamos una sorpresa y nos tiren la temporada por la cabeza. Tal vez. Ojalá así sea.

Mientras tanto, dejamos el Everest para una nota especial. Lo que ha sucedido ha sido algo muy interesante de analizar inclusive con sus protagonistas, así que merece un capítulo aparte. El próximo miércoles lo tendrán. Prometido.

 




Foto Facebook de Rodrigo Vivanco

Homenaje a los que dejaron su vida en las montañas del Himalaya 2019

Everest: Christopher John Kulish, 61, USA
Everest: Robin Haynes Fisher, 44, UK
Everest: Dhurba Bista, Nepal
Everest: Kevin Hynes, 56, Irlanda
Everest: Nihal Bagwan, India
Everest: Ernst Landgraf, 65
Everest: Kalpana Das, 49, India
Everest: Anjali S Kulkarni, 54, India
Everest: Don Cash, 54, USA
Everest: Ravi Thakar, India
Everest: Seamus Sean Lawless, 39, Irlanda
Makalu: Dipankar Ghos, 52, India
Makalu: Sherpa Nima Tshering, Nepal
Makalu: Narayan Singh, India
Makalu: Richard Hidalgo, 52, Peru
Kangchenjunga: Biplab Baidya, 48, India
Kangchenjunga: Kuntal Karar, 46, India
Kangchenjunga: Rodrigo Vivanco, Chile
Lhotse: Ivan Yuriev Tomov, Bulgaria
Cho Oyu: Phujung Bhote Sherpa, Nepal
Annapurna: Wui Kin Chin, 48, Singapur




Foto Facebook de Richard Hidalgo




Nota principal: http://www.alpinismonline.com/mz-notas.asp?id=11320
Versión imprimible: http://www.alpinismonline.com/mz-notas-print.asp?id=11320




Comentarios (0)

Comenta sin registrarte


Se podrá comentar dentro de los 5(cinco) días de publicada la nota



Esta nota ya se encuentra cerrada a comentarios